Sergi Roberto podría quedarse sin luna de miel. El lateral azulgrana, que el próximo 30 de mayo se casa en Israel con la modelo Coral Simanovoch, podría tener que retocar sus planes después de contraer matrimonio. Y es que la lesión de Carvajal en la final de la Champions de Kiev ante el Liverpool podría abrirle las puertas del Mundial de Rusia. Pese a que Sergi Roberto no estaba en la lista de 23 jugadores inicial, ni entre los convocados para esta semana para completar el trabajo de grupo mientras no se incorporan los jugadores del Real Madrid (Vallejo, Unai, Yeray, Carlos Soler, Rodri, Iñaki Williams y Oyarzabal), el lateral de Reus podría ser llamado por Lopetegui sin problemas, dado que la lista definitiva no se entrega hasta el próximo 4 de junio.

El lateral azulgrana está disfrutando este fin de semana de su despedida de soltero con sus amigos de toda la vida en Ibiza, antes de contraer matrimonio el próximo miércoles en los jardines de Havat Ronit de Tel Aviv con su novia de toda la vida. En caso de que Carvajal, que sufre una lesión muscular en el isquiotibial derecho, sea baja definitiva, Lopetegui podría pues echar mano del lateral azulgrana para completar la lista definitiva y así tener dos laterales derechos en su convocatoria -el otro será Odriozola, de la Real Sociedad, que ya fue incluido en la lista de 23-.

Carvajal, pendiente de pruebas

En principo, el seleccionador nacional no hará público ningún cambio hasta que no se sepa con certeza la lesión y el tiempo de baja que deberá estar Carvajal. El madridista ya tuvo el infortunio de lesionarse en la final de la Champions de 2016 ante el Atlético en Milán y perderse la Eurocopa de aquel verano que se celebró en Francia

De confirmarse la baja de Carvajal y de ser el elegido el azulgrana como su sustituto, Sergi Roberto tendría permiso del seleccionador hasta el lunes 5 de junio, día en que se incorporarán los jugadores del Real Madrid, con permiso tras haberse proclamado campeones de la Champions en Kiev. En consecuencia, tras contraer matrimonio el día 30, solo dispondría de cuatro días para disfrutar junto a su nueva mujer, antes de incorporarse a la concentración de la selección, con lo que debería retocar los planes de su luna de miel.