El futuro de Deulofeu se está moviendo, aunque no con la celeridad que les gustaría a unos ni con la solución económica de los otros. El club inglés, con el visto bueno de Javi Gracia, le ha hecho saber al azulgrana que pujará por su contratación, pero no a cualquier precio. Su estancia de un año en Vicarage Road Stadium ha resultado positiva, a pesar de que una lesión truncó un tiempo su presencia en el equipo. Deulo se siente cómodo en el club y en la ciudad, próxima a Londres, y, en principio, le gustaría seguir. El Barça, por su parte, ya tiene preparada su estrategia.

La predisposición de Deulofeu, establecida ya en una primera reunión, llevará al Watford a hablar con el Barça y a presentarle una oferta. Le gustaría una cesión pero al quedarle un último año de contrato, deberán pujar por su contratación. No afrontarán, según fuentes de la negociación, la cláusula de rescisión, establecida en los 20 millones de euros. Su intención es lanzar una propuesta que no excederá de la mitad de su precio, entre 9 y 10 millones. Saben que juegan con desventaja pero apurarán sus opciones.

Otras propuestas

En el Barça tienen definida su forma de actuar, que pasa por no tener prisa. El jugador no acepta la renovación y menos quedando libre en apenas un año, en junio de 2019, así que alargarán los ‘tempos’. Esperarán a que el mercado se agite y la cotización del extremo vaya en aumento. Le buscarán salida y un mejor postor. Y sólo atenderán la petición del Watford en el único caso de que no tenga otro tipo de propuestas. “Puede ser un serial veraniego”, cuentan las mismas voces. Extrañaría que pudiera dar una resolución rápida. Ha habido una primera reunión, ahora queda una segunda.