Cristian Ronaldo busca salir con la Copa del Mundo, pero lo que ya tiene asegurado es que regresará a Portugal con una colección de récords. Ante Irán puede batir uno más: ser el máximo goleador portugués de la historia de los Mundiales.

Su primer gol ante España le sirvió para alcanzar a Pelé, Seeler y Klose y convertirse en el cuarto en la historia en marcar en cuatro Mundiales; su gol ante Marruecos le sirvió para superar a Puskas en el ránking de máximos goleadores de selecciones y, con 85 tantos, situarse en segunda posición en solitario, sólo superado por los 109 goles del iraní Ali Daei. Pues bien, precisamente ante Irán, Cristiano confía en ampliar su cuenta para seguir acercándose a la histórica marca de Ali Daei, pero además para tratar de superar a Eusebio como máximo goleador de Portugal en los Mundiales.

Cristiano lleva en estos momentos siete goles entre las cuatro fases finales del Mundial que ha disputado (uno en 2006, otro en 2010, otro más en 2014 y cuatro en 2018). Eusebio logró nueve en el Mundial de 1966, el único que disputó. Cristiano necesitaría dos para alcanzarlo.

Cristiano llegó a Rusia como tercer máximo goleador de Portugal en los Mundiales, pero con él hat-trick ante España se aupó a la segunda posición, desbancando a Pauleta, que había logrado cuatro en los 9 partidos que disputó en los Mundiales de 2002 y 2006.

Más difícll parece que pueda alcanzar el récord goleador en un mismo Mundial que ostenta el francés Just Fontaine desde 1958. En aquel Mundial de Suecia, marcó 13 tantos, una cifra que ha sido inalcanzable para nadie desde entonces. En aquella edición el madridista Kopa y compañero de Fontaine en el ataque francés fue elegido mejor jugador.

Por otra parte, Portugal realizó la penúltima sesión en Saranks. El entrenamiento volvió a contar con la ausencia de Moutinho, que no saltó al césped por segundo día consecutivo por culpa de un proceso gripal y es duda para mañana.

Escudo/Bandera Portugal
Foto de Cristiano